16 de septiembre de 2011

Periodistas, periolistos y cucarachas

Tres subcategorías dentro de una profesión que se multiplica por miles de personas  a cada año que pasa… ¿Pero en qué se diferencian y cuál de ellas crece más deprisa? ¿Cómo distinguimos a un periolisto de un periodista o a este último de una cucaracha? ¿Seguirán coexistiendo juntas por mucho más tiempo? Y de no ser así, ¿Cuál sobrevivirá?

Para entender levemente las cuestiones que aquí se expresan, lo primero que debemos preguntarnos es en qué se distingue un periodista de un ingeniero, médico o arquitecto, a lo cual yo diría que en muchas cosas, claro. Pero quizás la gran diferencia radica en las subcategorías a la que nos enfrentamos los profesionales de la información dentro de la propia profesión, surgida quizás de nuestra ambición ignorante por querer acariciar su poder. Dicen que la avaricia es la que rompe el saco y, a lo mejor, es precisamente este el mejor ejemplo. Nosotros queremos la máxima audiencia para nosotros, y eso es un círculo no tan vicioso como nocivo que ha permitido reinventar la información en nuestra contra, con ayuda de la publicidad… ¿Habremos así cavado nuestra propia tumba?

Le echamos la culpa a las nuevas tecnologías y al eterno retorno de la incertidumbre; A bloggeros, twitteros o al ‘Sálvame Deluxe’. Pero, seamos honestos; Antes de que redes sociales y programas tachados de casposos contaminaran el ambiente de la desinformación, lo cierto es que, en la profesión más bonita del mundo, ya existían los periolistos y las cucarachas desde tiempo inmemorial, ¿O es que Carmele Marchante fue un invento de las redes sociales? No, amigos, no.

Entonces, ¿Sobrevivirá el periodista ante el devenir de los acontecimientos? Lo primero que tenemos que hacer es reavivar las diferencias que estriban entre este y el periolisto o la cucaracha.

Los periolistos son esos que, si bien pueden tener y tienen un sólido prestigio en el mundo de la comunicación, no les avala un título que los apellide como tal y, por tanto, no son periodistas ya tengan una cara bonita incluida en su curriculum o numerables informativos presentados a sus espaldas. Parece algo tan evidente que serán muchos los que crean y afirmen que son pocos los que contemplan esta categoría. De hecho, antes he mencionado a Marchante, pero la verdad es que ella sí es periodista. Acudid y preguntad, sin embargo, a personajes mediáticos de la talla de Angels Barceló, Isabel Gemio o Sara Carbonero; Tres comunicadoras a las que admiro y respeto profundamente, que se saben mover como pez en el agua en su trabajo, que se ‘muchas cosas’, pero que muy a su pesar, nunca podrán decir que lo son hasta que no aprueben lo que les quedó pendiente en la facultad.


Y es que, cuando uno se entera de este tipo de mesuras, ya no todo el mundo puede pronunciar las dos palabras mágicas (‘soy periodista’) tan a la ligera y ya parece que no resulta tan sencillo sacarse una carrera por muy fácil que muchos lo pinten. Si así fuera, ¿No creéis que los que han llegado a lo más alto, la tendrían? Ahora bien, que si nos resulta chocante esta cuestión, esperad cuando toque lidiar con las cucarachas de la pseudo-información (Véanse Grandes hermanos y hermanas, quinquis y chonis y viceversa, hijos, primos, cuñados y vecinos de… O la máxima representación de todos ellos: Belén Esteban).

Ya sabéis el nombre que más reluce en este sector, ¡Pobrecilla, la Esteban! Lo digo en serio… Siempre arremetemos contra ella igual que hacemos contra ZP cuando queremos criticar a todo un gobierno, y eso es porque en España tenemos por costumbre hacerlo así, aunque después ellos se lo cobren con un puñado de ceros en sus cheques.

No obstante y ya que tenemos a la cabeza de turco adecuada para ejemplificar este caso, volvamos a la Esteban e imaginémonos en ella a todo el grupo de cucarachas… ¿Y por qué con ella? Porque todos la conocemos –una idea que, por cierto, un periodista propagó en la primera asamblea de #Periodismoreal celebrada a raíz del 15-M a pie de calle, y que culminó con la pregunta, ‘¿Cuántos conocen, sin embargo, al Premio Nobel español?’-. Pues bien, aún obviando tal revelación, lo cierto es que muchos la tienen tirria, y es ahí a donde quiero llegar, pues al final lo que cuenta es que la televisión siga siendo espectáculo y la profesión periodística continúe denigrándose hasta el infinito; Dos factores peligrosos que nos hacen olvidar lo que Berlusconi y los grandes publicistas tienen clarísimo.

Entonces, ¿Por qué este apelativo tan poco atractivo para el tercer grupo? Quizás porque al igual que el insecto que se oculta en el subsuelo, los que se incluyen en esta subcategoría salen con el calor de las audiencias y, aunque intrusos, se acaban haciendo dueños y señores del medio que habitan; Ese en el que empezarán a reproducirse para expulsarnos a todos los que, por otra parte, ya competimos per se con los afianzados periolistos.

¿Qué lugar nos queda pues, a los verdaderos periodistas? Bueno, eso es algo más que evidente.
Personalmente me acabo de licenciar y he trabajado como becario en pequeños medios, y aún sabiendo que me encuentro en el kilómetro cero de la carrera de los vaivenes -y de los valientes-, tampoco me hace falta recordar dónde se encuentra, mientras tanto, la pobrecilla (Sí, ella, la que todo el mundo conoce, la Esteban). Así que, en conclusión, en lo que sigo admirando a los más grandes periolistos y en lo que sigo oyendo el ‘Ka-Ching-Ka-Ching’ en bolsillos que no son los míos a un ritmo cucarachil, seguiré escribiendo en blogs como éste, que si bien no es tanto lo que procede, continúa siendo lo que me queda.

Uc.

14 comentarios

jairo F.Quindós dijo...

El problema del periodismo de hoy es que deja más paso a la farandula que a la informacion real, menos mal que estan las redes sociales y el trabajo de muchos bloggers informados, la informacion si se busca se encuentra y para mi lo que dan en T5 o otras cadenas faranduleras no es informacion es solo cotilleo, buen post Manu

abajolasopos dijo...

Internet no es la causa del problema - telebasura sufríamos antes- pero quizá sea la solución. Muchas veces podemos encontrar en ciertos blogs información de mayor calidad que la que encontramos en la prensa o en televisión. La cuestión es encontrar a esos blogs.

¡Mucha suerte en el concurso! Cuenta con mi voto :)

PINKY dijo...

Manu ,corazon ,no te deprimas y piensa que" nunca llovio que no parase ",y que " no hay mal que cien años dure" yo creo o, quiero creer ,que esto tendra su fin y los que realmente sois profesionales ,estareis ahi para darnos la buena informacion y el buen entretenimiento ,pero mientras tanto ,comprendo que el animo no este muy alto
Besinos

Elisa dijo...

Hay de todo Manu, por aquí y por allá!
Buena semana
Elisa, Argentina

dani dijo...

Tomo de la wikipedia algunas cosas sobre el periodismo. "El periodismo es una actividad que consiste en recolectar, sintetizar, jerarquizar y publicar información relativa a la actualidad. La base del periodismo es la noticia, pero comprende otros géneros, muchos de los cuales se interrelacionan, como la entrevista, el reportaje, la crónica, el documental y la opinión". Aqui tienes la idea.
Manu, lo importante en una profesión, cualquiera que sea, es ganarte el respeto por tu trabajo, es cierto que no siempre triunfan los mejores, pero a esos, todos les respetamos por su rigor y su honestidad. Siempre podrás encontrarte con alguien mejor que tu, lo que debemos procurar es no encontrarte con alguien más honesto que tu. Aquí viene la dificultad, muchas personas aprovecharán la ocasión (oportunistas, supervivientes, etc.) para colocarse donde más "tajada se saque". Pero no critiquemos a los que llegan de esa forma, es el sistema que lo desarrolla así. "La Belén" no tiene culpa de nada, aprovecha su oportunidad, ella no miente, es como es, además produce morbo en los espectadores. Para hacer tele basura no se necesita ser titulado por una universidad, solamente titulados en morbo, sea cierto o no lo que digan.
Te agradezco tu comentario en mi blog. Por el, he supuesto que te encuentras un poco pluf, es normal, has terminado un ciclo que de antemano estaba marcado, tenía un principio y un final. Ahora es diferente, es cuando de verdad tienes que enfrentarte a la realidad de la selva, la inseguridad, o la duda de no encontrar tu mejor camino te deja aplastado. La fuerza, el entusiasmo y la constancia seguro que te ayudará a conseguir tu camino. Saca tu fuerza, que la tienes, y no decaigas
Un fuerte abrazo

Adivín Serafín dijo...

Malos tiempos para la lírica periodística. El politiqueo lo inunda todo.

Blogsaludos

Jesús Ángel dijo...

Votado!! en Bitácoras. Vaya blog más chulo tronco. Creo que llegarás lejos.
Un saludo

Dirty Clothes dijo...

El camino más fácil hoy en día para llegar a ser "periodista" es liarse con algún famoso o entrar en un reality...

dirty saludos¡¡¡¡¡¡¡

Toni dijo...

Excelente post.
Y me hace reflexionar sobre el hecho de que las cucarachas llevan 350 millones de años en la Tierra...y aquí siguen.
Tal vez ellas sepan adaptarse, y los periodistas no. En un mundo cambiante, donde solo los peces muertos nadan a favor de corriente, es necesario reinventarse cada dia.
Me contaba un amigo como consiguió trabajo en un periódico: Entregó CV y no le llamaban, asqueado de esperar se recorrió medio mundo en busca de "la noticia y la foto". Las encontró, volvió al medio en el le habían rechazado...y ¡contrato indefinido!.
Adaptarse al medio...ser cucaracha.

Un abrazo, y suerte.

Salu2

Drywater dijo...

Joder, Manu, la verdad es que lo tenéis muy chungo. La madre del pollo de Andrea, coño, es una inculta del carajo, una choni y una tía con la que todos se ceban, pero cobra un dineral de los gordos y las marujas la adoran (nunca sabré por qué y tú tampoco).
Tú puedes decidir entre periodista, listo o cuqui. Recuerda que para lo último hay que vales y para lo del medio se te ha pasado el arroz, por aprobar.

Un abrazo enorme y cómetelos a todos (sin felaciones)

mJ_ dijo...

Me ha encantado tu entrada. Y es que tienes más razón que un santo. Pero tu manera de expresarlo es magnífica.
He oído por ahí (no hay que creer todo lo que oímos) que Carles Francino tampoco terminó la carrera. Y algunos más, entre los ya mencionados...

En fin, creo que todo contribuye un poco a la devaluación de esta profesión, pero también sé que seguirá habiendo buenos periodistas.
Y tú apuntas de unas maneras...
Un besito Manu.

Manuel Sánchez Acero dijo...

Buenas noches, queridos todos:

Jairo: Menos mal que la gente está despertando gracias a la revolución de Internet y de las redes sociales y ahora todos nos buscamos un poco las cosas de manera más individualizada, información incluida ;)

Abajolasopos: Bueno, Internet también es un arma de doble filo. Bien es cierto que genera mucho más ruido informativo y que hay que saber muy bien qué fuente es fiable y sobre qué tipo de información. Como bien dices, la cuestión es dar con esas fuentes :)

PINKY: ¿Tanto se me nota? Bueno, ahora ando en la búsqueda de nuevos curros y nuevas metas, todo se andará y ya te iré contando, guapa ;)

Elisa: Gracias por tu aportación. Feliz semana y fin de semana para ti, preciosa.

Dani: Muchas gracias por todo el ánimo y apoyo que percibo desde el otro lado de mi ordenador. Tienes mucha razón, La Esteban es muy lista y no tengo nada contra ella, simplemente aprovecha lo que le viene y de hecho hace muy bien. El sistema está planteado de qué manera y ella hace requetebien; Pero no por ello tenemos que dar por hecho que esto así está bien, es a lo que quería ir con este artículo; Damos cosas por hecho que están fatal. Entiendo que la gente quiere desconectar de sus problemas y es muy fácil hacerlo mientras haya telebasura, yo el primero que a veces me he enganchado a ella, pero... ¿Está bien así? ¿Está bien que haya miles de periodistas parados y una panda de zotes ganando millones de euros? ¿Está bien?... Por otra parte, me encantó tu última obra ;)

Adivín: Supongo que son malos tiempos para la lírica en general, la periodística en particular y por la parte que me toca, claramente ;) Un abrazo fuerte, amigo, y mucho ánimo con tus proyectos.

Jesús Ángel: Muchas gracias, voto contabilizado (Seguro, porque aún no han salido ni listas ni nada, viva la información! jeje). Yo te he votado Vallisoletum a mejor Blog Viajero con otros tantos amiguitos míos muy válidos también ;)

Dirty clothes: Voy a entrenar la boca para ver qué tengo que felar y sobretodo, felar algo productivo, que la carrera de poco/nada me sirve.

Toni: Una sabia lección y reflexión. Renovarse o morir. Tu amigo estará orgulloso de haber llegado donde está haciendo lo que ha hecho, yo desde luego, le hago la ola ;) Dale la enhorabuena de mi parte, que seguro se merece cada letra.

Drywater: Jodido de necesidad... ¿Pero cómo que sin felaciones? No, no, yo cada día tengo más asumido que sin felaciones no llegas ni a comprar el pan... Mi próximo blog: 'Garganta profunda', no te digo más ;)

mJ_: Jo compañera, qué maja eres y cómo me quieres. Ojalá y mi destino te oiga bien, y haya suerte para ti y para mí, que los 2 nos lo hemos currado mucho codo con codo en esas aulas de mala muerte.

Un abrazo enorme a todos, se os quiere!!

Manu UC.

Gorka dijo...

Estupendo blog y enhorabuena por vuestra clasificación preliminar en los premios Bitácoras. Seguiremos de cerca vuestro blog, os deseamos mucha suerte. Un saludo.

Anónimo dijo...

Los periolistos segun tu son la gente que no tiene la carrera de periolismo.Mira las tertulias cuando discuten sobre politica la crisis por cierto llevamos 5 años de crisis y siguen hablando de lo mismo y los mismos salen,los que hablan la mayor parte son periodistas y periolistos de todo saben y de nada entienden.Para uno que dice cosas normales hay 10 que sacan mierda por esa boca.Cambiar el nombre, periolismo y los periolistas.


 
ir arriba