24 de febrero de 2010

Científicos VS Apocalípticos

¿Pueden los apocalípticos parar la 'máquina de Dios'?

Diario ABC

Cuando quedan pocos días -quizás sea cuestión de horas- para que el Gran Colisionador de Hadrones (LHC, por sus siglas en inglés) arranque de nuevo después de unos meses de parón para reajustes técnicos, grupos de personas alarmadas en todo el mundo han acudido a los tribunales para que la «máquina de Dios», situada cerca de Ginebra, en Suiza, no vuelva a ponerse en funcionamiento. El motivo es la más extraordinaria de las denuncias: temen que el acelerador origine un gran agujero negro que engulla todo lo que encuentre a su alrededor. Esta hipótesis es en extremo apocalíptica pero, por extraña que resulte, ¿debe un juez considerarla y sacar la denuncia adelante? Un artículo de opinión firmado en la revista New Scientist, una de las más prestigiosas en el mundo científico, por Eric E. Johnson, profesor de leyes en la Universidad de Dakota del Norte, considera que, aunque hasta ahora las demandas contra el LHC hayan caído en saco roto, si se presenta la reclamación correcta ante el tribunal apropiado, quizás un juez tenga que afrontar muy pronto la cuestión de emitir o no una orden judicial para.... salvar el mundo.
El LHC es la parte esencial de experimento científico más importante del siglo, un túnel circular de 27 kilómetros, excavado a entre 50 y 175 metros de profundidad cerca de Ginebra, en el que los físicos del Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN) esperan recrear las condiciones en las que se originó el Universo. El invento se inauguró en septiembre de 2008 y fracasó en cuestión de días. Catorce meses más tarde, las partículas comenzaron a circular de nuevo por el acelerador, ésta vez con mucho más éxito. Incluso se alcanzó el récord mundial de energía de 1,18 TeV, hasta entonces en poder del Tevatron estadounidense. Ahora, los científicos quieren darle al interruptor y no parar durante dos años, un maratón en el que se espera alcanzar los 7 TeV.

Desde el principio, la máquina tuvo sus detractores. La mayoría se reúne en un grupo internacional denominado ConCERNed, que incluso presentó una queja ante el Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas en Ginebra para denunciar los peligros que supone el colisionador para la población cuando alcance su máximo de energía. El artículo de New Scientist sugiere que un tribunal que se enfrente al caso debería realizar una «prueba de equilibrio», poner en una balanza las supuestas consecuencias de aceptar o no la demanda.
-----------------------------------------------------------------
REFLEXIONES

Ya lo dijo el periodista científico, Ignacio Bravo: La ciencia está llena de tópicos y por ello tiene mala prensa para el periodista y, por tanto, como producto informativo. Quizás sea la razón de que sepamos realmente tan poco sobre lo científico (ni leamos grandes cosas sobre ello en los diarios).

De no ser que te interese específicamente y que te dé por comprar prensa especializada, ¿Qué sabes de ciencia en el ámbito informativo?


Cada día conocemos el número de goles que ha metido C. Ronaldo en la portería o las burradas que dicen nuestros políticos en esa especie de circo que es el congreso... ¿Pero conoces lo que se mueve a día de hoy en nuestros laboratorios? ¿Sabes del progreso que están tomando nuestras vacunas? ¿Qué puedes afirmar de las enfermedades que cohabitan entre nosotros? ¿Y de los experimentos que verdaderamente se están llevando a cabo día tras día (como es este del LHC)? ¿Qué se traen entre manos los científicos?

Si bien es cierto que es casi imposible ver una noticia científica en la portada de un diario, yo por lo menos lo considero un ámbito de extrema relevancia a corto y largo plazo de cara a la información y a estar informados. El problema que veo es que se tiende (En parte por los periodistas, en parte por nosotros, los ciudadanos) a crear información relevante donde sólo hay afición u ocio y no donde radica in situ lo que es relevante (De ahí que personajes como Belén Esteban jueguen en el papel de periodistas o que lo científico no nos resulte atractivo).

No obstante, también hay que tener en cuenta las excepciones, tal y como fue el caso de la famosa Gripe A, que resultó ser un fiasco más que otra cosa (Como yo ya os hice sospechar desde este mismo blog en su día), cuando se nos decía practicamente que aquello iba a resultar una pandemia mortal a nivel mundial y posteriormente no ha sido otra cosa que un aumento considerable de los bolsillos de los laboratorios que hayan elaborado su vacuna. Sin dudar que hubo víctimas mortales, ¿Pero me podéis decir si son comparables a las que hay cada año por fumar tabaco? Es por poner un ejemplo tonto; Uno que me sirve para demostraros que como ahí es el Estado el que pone la mano, no interesa alarmar a nadie.

¿Qué intereses esconde entonces la información como cuarto poder? ¿Qué ganan con dirigir la visión de la opinión pública hacia un camino u otro?


Por otra parte, si bien es cierto que la información que nos ofrece el diario ABC puede resultar casi peliculera cuando parece presentar la posibilidad de que el mundo tiene que ser salvado de los científicos y de su ambición por descubrir, debemos tener también en cuenta que plantean seriedad y protagonismo de los mismos, algo que rara vez se practica en el ámbito del periodismo.

¿Qué piensas tú de todo esto? ¿Deberíamos conocer más de lo científico? ¿No te interesa del todo? Y de ser así, ¿No será que los periodistas deben hacer de ello una información más llamativa e interesante sabiendo de su relevancia?

Os invito a reflexionar conmigo,
Un universitario cualquiera.

7 comentarios

Neogeminis dijo...

hola! cómo estás?. Había escuchado sobre esas especulaciones sobre la posible formación de un agujero negro que se trague todo lo creado, pero no creía que alguien lo tomara en serio!Eso de presentarse a la justicia para que detengan el experimento suena bastante ridículo, sobre todo por la mínima importancia que le dan al mismo la prensa, los gobiernos, los entendidos. Me da la impresión que en medio d e las urgencias cotidianas la posibilidad que se acabe el mundo para la mayoría pasa sin pena ni gloria.
Sobre lo de la gripe A, ya se ha comprobado que toda la alarma creada frente a la misma fue excesiva y se relaciona con los intereses económicos que hay en juego. El video es muy claro al respecto. Creo que relacionando los dos artículos se puede inferir que hoy en día, la credibilidad de los científicos (por lo menos los temas que se tratan en los medios) es más que dudosa.

Un abrazo!

Javi dijo...

¿Así q lo quieren tener encendido 2 años seguidos? ahm pues mira que bien y yo apagando las luces al salir de mi habitación para no gastar...
Ui espera... ¿2 años? estamos en 2010... si esta dos años estaria encendido hasta el ¿2012?
¿¿¿2012???
De que me suena a mi esa fecha...
OHHHH NOOOOOO el calendario Mayaaaa
;)

Anónimo dijo...

Hola Manuel..Un buen post para reflexionar...Enhorabuena por el blog

Saludos

Jesús Flores

Andrey Bacon dijo...

Desde la tragedia griega, cada vez que el ser humano juega a ser Dios, pasan cosas.

Las catástrofes naturales cada vez serán menos naturales. No nos extañaría que dentro de nada, tengamos millones de microagujeros negros o oscuros pululando por alli, como subproducto, pero como la empresa debe rentabilizar el dinero...

Eso de que se les estropeara en cuanto lo pusieran en marcha, tranquiliza mucho, la verdad. Y es que siempre, por mucho cientificos que seamos, el ser humano al final, sólo juega. Y los juguetes peligrosos, a veces, estallan.

Y respecto a ciencia se informa fatal, por muchas causas, casi todas evidentes, pero no tiene nada que ver con Cristiano Ronaldo, pobrecito

Isabel Martínez dijo...

Todas estas cosas me dan pavor. Agujeros negros, fechas del fin del mundo... En cada siglo se acaba el mundo.
Catástrofes varias, como siempre han existido. Y algunos sacan partido del miedo. Con la gripe, las multinacionales farmaceúticas.
Un abrazo, querido Manu.

RAQUEL CRUSOÉ dijo...

Excelente o seu blog, parabéns !

Obrigada por estarmos juntos. Você vale ouro e, neste momento especial,tem um presente para você em nosso blog. Espero que goste.

Atenciosamente,

Raquel

http://raquelcrusoe.blogspot.com/

Javi dijo...

Sobre el reportaje de al gripe, completamente cierto. No obstante ¿alguien recuerda el cuento de pedro y el lobo? Una gripe c elevada tasa de mortalidad, una de verdad y no estos productos del marketing, es uno de lso peores escenarios posibles. y el dia que venga, ya nadie hara caso por haber oido a pedro gritar demasiadas veces en falso ¡ que viene la gripe! para vender tamiflu al lobo. ¿ah que no era así el cuento?


 
ir arriba