24 de mayo de 2009

Sólo de... José Manuel Ronda Santos

JOSÉ MANUEL RONDA SANTOS


Es uno de los pocos cantantes Sopranistas masculinos de nuestro país, y como tal, es considerado una nueva revelación en el campo musical Barroco y Operístico.

¿Cuándo decidiste dedicarte al mundo de la música?
Cuando tenía 13 años, al escuchar por mi cuenta "Cantatas de Bach", sentí tener ciertas inquietudes musicales. En mi familia no se tenía mucho gusto por la música, así que no tuve la posibilidad de aprender a tocar ningún instrumento a priori, por lo que decidí que cantar sería lo mejor.


¿Sí a tu entorno familiar no les llamaba la atención la música, en base a qué tuviste el gusto de conocerla?
En un primer lugar, en el entorno de la docencia tuve el gusto de documentarme sobre Bach y la música clásica en general. Después informándome en los medios de comunicación como en la radio o en bibliotecas.

¿Pensabas encarrilar tu vida a otras cosas antes de decidir ser lo que eres?
En un primer lugar quise ser arquitecto, pero al poco tiempo descubrí que mi mundo estaba de lado de la música.

¿Cómo es tu entorno social actual y qué opinan sobre tu trabajo actual?
Actualmente me muevo por entornos sociales cutres, así que eso me da la posibilidad de conocer los ambientes más marginales de la sociedad actual española.

¿Y tu familia qué opina?
A mi familia no le agrada nada que yo sea músico, especialmente a mi madre, debido a la vida demasiado bohemia que quizá llevo, mientras que a mi padre le hubiera gustado que fuera un abogado de su empresa.
¿Alguien o algo te empujó a este mundo, o sólo fue el simple hecho de que a ti te gustara la música?
Entonces todo el mundo se regía por modelos a seguir: el mío fue Bach, musicalmente hablando, ya que personalmente este compositor le daba mucha importancia a la familia y también era muy religioso, al contrario que yo.

Es curioso darse cuenta de que aunque tus padres no apoyen a su hijo en el mundo de la música, si tengan bajo su techo biografías de Bach, que anecdóticamente fueron las que te empujaron a tu vida actual...
En mi casa patriarcal tienen libros de todo tipo.

¿Cuánto tiempo llevas ya con esta vida?
Aproximadamente diez años.

¿Se trata de un trabajo medianamente estable, o cada día es una aventura como dicen muchos?
La faceta profesional de la música se puede abordar desde dos puntos de vista: el estable y el más diletante. Cuando hablamos de un trabajo estable en el terreno musical, lo entendemos abordado en el terreno de la enseñanza, ya se sea funcionario o profesor de cualquier centro musical o formando parte de la plantilla de una orquesta asentada como la ONE (Orquesta Nacional de España). Por contra, son más inestables los bolos, o en definitiva las oportunidades que se han de coger al vuelo, como un montaje teatral o un proyecto televisivo.

Has mencionado a la ONE como ejemplo de orquesta prestigiosa, y a mí me gustaría saber ¿Cómo se le muestra el panorama musical a un individuo que quiera dedicarse a tal mundo introduciéndose en una de estas orquestas?
Eso depende de la edad en la que se inicie. Si comienzas siendo un niño puedes matricularte en el conservatorio entre otras reconocidas entidades. Si de lo contrario tienes más de quince o veinte años, tienes que empezar a ayudarte de academias menos renombradas, por lo que es muy importante la vocación que se tenga al igual que hay que tener en cuenta la magnificación de ciertos instrumentos musicales como el piano.

Desde los años sesenta y debido al régimen franquista, a diferencia de Alemania u otros países europeos, en España una carrera musical estaba muy denigrada, y las persona
s que querían dedicarse a ello lo tenían muy complicado. En dicha época, tal profesión se consideraba denigrante, y si no se componía música exclusivamente militar, se te tachaba de “rojo” o “maricón”. En nuestro país, al no haber existido nunca una tradición de canto, somos los de ahora los que tenemos que desarrollarla: Aún queda mucho por hacer.

Has hablado del músico de la época franquista y lo que ello ha conllevado en la actualidad, sin embargo ¿Cómo definirías tú al “músico de hoy”?
El músico de nuestros días no corresponde a un patrón general identificable. Además considero que hoy existe mucha incultura por parte de los individuos que se dedican a tal mundo y que, en general, hay demasiado individualismo. Para erradicar eso que yo cons
ideraría un error, el músico de ahora debería saber escuchar un poco más e interactuar en mayor escala con el mundo que le rodea. Confío en que los músicos de hoy sepan escuchar además de producir sonidos.

¿Para dicha evolución positiva del músico de hoy es necesaria la cooperación del músico en sí, la de la sociedad que le rodea, o las de ambas cosas?
Considero que toda esa responsabilidad debe recaer sobre las entidades de poder educativas implicadas en el terreno musical. Si cambiara la legislación existente sobre los interinos, conservatorios o adquisición de plazas entre otras cosas, realmente llegaríamos a un terren
o de entendimiento pedagógico.

¿A qué proyectos musicales has dedicado tu tiempo hasta la fecha?
He trabajado en “La distrita enamorada” dirigida por
Narros, en diversos ciclos de conciertos de música barroca por diferentes países europeos como París, he pedido subvenciones al ministerio para escenificar actuaciones musicales barrocas y actualmente estoy programando una actuación sobre arias y operas de Vivaldi.

¿Tienes proyectos o planes de cara a tu futuro?
Como gran reto vital pretendo componer una opera. También quiero acabar una serie de música instrumental en la que llevo trabajando un tiempo y en donde trato de transmitir los diferentes estados de ánimo; y me gustaría tocar con la flauta de pico barroca un “Repertorio de Corelli” además de perfeccionar mi estilo como violinista.


¿Algún proyecto extra musical para el futuro?
Tenía un proyecto de intercambio de personal docente con otras ciudades extranjeras. Además estoy realizando mis pinitos en el arte del diseño, y actualmente he empezado con los diseños interiores del futuro hogar madrileño al que voy a trasladarme, que además se conecta de alguna manera con esa vocación de arquitecto que tenía de pequeño.

Eres uno de los pocos sopranistas masculinos de España ¿Qué tienes que decir con respecto a eso?
Sí que es un caso muy puntual. Para llegar a ser soprano, al mudar la voz en la adolescencia es necesario que no lo haga en su totalidad. Mi muda vocal es incompleta, tal y como les ocurre a todas las mujeres. Es por eso por lo que he podido llegar a convertirme en Sopranista masculino.

¿No te has planteado nunca explotar tal faceta artística?
Mucha gente me lo ha propuesto, pero en base a mi orientación filosófica y social y debido a problemas familiares y personales, siempre he sido un individuo huidizo del mundo y que busca el aislamiento. Esas cuestiones no me han ayudado a explotar mis cualidades.

¿Piensas seguir sorprendiendo a tu público?
Por supuesto. Tengo que realizar varias pruebas con diferentes productoras y en febrero del año que viene haré sustituciones en alguna opera; además montaré algún espectáculo y trabajaré en un repertorio barroco con un colega clavecinista y con otro pianista.

¿Mantienes la ilusión de los primeros días?
La ilusión es una llama que nunca se me ha apagado, aunque ahora reflexiono más que antes a la hora de embaucarme en un nuevo proyecto. Lo más importante, es saber mantener la intuición artística con la propia técnica, cosa que también procuro tener siempre en cuenta.

Manuel S. Acero. MADRID.
Un universitario cualquiera.

8 comentarios

mabela dijo...

Hola Manu!
Es muy buena la nota y muy bueno todo tu blog, estuve recorriendo y mirando y leyendo!!!
Me halaga que hayas visitado mi textos y decidas seguirlos. Haré lño mismo Un abrazo desde Buenos Aires

Neogeminis dijo...

Desconocía totalmente que hubiera cantantes masculinos sopranistas!...todo una novedad para mí!


Saludos!

Manu Sancero dijo...

Neogeminis, eso mismo pensé yo cuando tuve la oportunidad de conocerle y de entrevistarle. Muy interesante y curioso desde cualquier ámbito y claro está, desde un punto de vista periodístico.
He tenido la suerte de poder publicar esta interesante entrevista en el blog pues el entrevistado me ha dado el previo visto bueno, así que aprovecho para darle las gracias también desde aquí.

Mabela muchas gracias por tu comentario. Se agradece mucho que valoren tu trabajo.

Saludos!!

lys dijo...

Me chifla la música clásica. muy buena entrevista, me ha servido para conocer un poco a este cantante que no conocía, bueno reconozco que son muchos los que no conozco.

Un beso

Elisabeth dijo...

hola manu gracias por pasar por mi blog y me ha gustado lo q he estado leyendo asi q mira aqui me tienes jejejejeje


y nunca pierdas la ilusion por favor


besitosss

Anónimo dijo...

muy buena la entrevista manu.. pero he decirte que a pesar de la diferencia de edad entre tu y yo y a no haber mantenido una convivencia cercana yo si tenia mucho gusto musical y oido tambien pero la vida me llevo por otros derroteros jaja y nunca mejor dicho bueno un saludito espero que te vaya bien.

Anónimo dijo...

He visto esta entrevista por casualidad y me ha sorprendido gratamente ver al que fue mi profesor de música del instituto hace unos cuantos años.
Aprovecho, por si por un casual lee esto, para darle las gracias por descubrirme el mundo de la música. Este descubrimiento hizo que yo estudiase la carrera de canto y que ahora sea profesora de música.
Un saludo.

Anónimo dijo...

Hola profe!
Busque tu nombre en google y me sale esto.
Y me quede con la boca abierta después de leer tu entrevista
Suerte.
PD: No entendia lo del 2 por 2 jajaja


 
ir arriba